Apuntes

Agrupación 4 de Abril

Por Tribuna Docente - 14 de Marzo, 2009, 9:31, Categoría: Río Negro

DE LA RUTA NO NOS SALIMOS HASTA GANAR LA LUCHA

El conjunto de los trajadores de la educación de Río Negro iniciamos el 23 de febrero un paro por tiempo indeterminado con corte de ruta a la altura de la localidad de Chichinales, acción que fue votada en el Congreso de El Bolsón por unanimidad. El objetivo de la misma tenía entre sus reivindicaciones conseguir un salario inicial y básico promedio de la Patagonia en el camino a igualar el costo real de la canasta familiar.

Esta medida tan contundente fue incorporada y defendida por las bases como consecuencia de años de salarios paupérrimos que el gobierno provincial radical le ha impuesto al conjunto de la docencia.

Cansados de tanto desprestigio y asfixiados por una constante y creciente inflación l@s docentes hemos decidido enfrentar de forma contundente las políticas de ajuste implementadas en la provincia por el radical Saiz, como así también aquellas que en la orbita nacional -que van en el mismo sentido- aplica el gobierno de Cristina K.

Esta política de organización y lucha nos ha dado la posibilidad de confluir distintas agrupaciones anti burocráticas de toda la provincia, quienes en su conjunto le han imprimido al piquete un matiz particular, pero que también permite ir aunando criterios en pos de una posible conformación de un bloque de oposición dentro del contexto provincial, que posibilite el surgimiento de un nuevo modelo sindical.

Esta tarea llevada adelante incansablemente por cada uno de los compañeros de la agrupación 4 de Abril de Cipolletti, ya sea en las asambleas de la localidad, como en las asambleas generales, permitieron por ejemplo repudiar de manera enérgica a los representantes de Ctera, entendiendo que estos, como parte de la conducción de la central privilegiaron cuidar los intereses económicos del gobierno nacional -que los destina principalmente a sostener entre tantos, a los pulpos automotrices y al pago al capital extranjero- antes que los de los trabajadores de la educación de todo el país.

Esta decisión política de acordar con la nación -implementada también por la Ctera en el 2008-, actuó como un factor muy negativo en el conjunto de las luchas docentes de varias provincias, quitándole el sentido de unidad y aislando de esa forma cuanto conflicto surgía. Queda claro entonces que el rol de la Ctera no es para nada el de la defensa de los intereses de la docencia argentina, sino más bien el del resguardo de los intereses de un Estado nacional que no duda ni un segundo en arrojarle al conjunto de los trabajadores el peso de la crisis.

Este hecho tan particular, pero que a estas alturas no extraña a nadie, sumado al desinterés del des-gobierno radical en buscar soluciones, condujeron a que nuestro compañero Pascual Mosca, producto del cansancio de tantas horas debajo del sol en el piquete, sufriera un accidente mortal, mientras se dirigía a sostener la medida. Es por ello que decimos que el principal responsable de su muerte es el gobernador Saiz, quien debe cargar con toda la culpa. Y desde nuestro sindicato debemos marcar esta posición política de denuncia de manera incansable, hecho que la conducción Azul-Arancibia lo aborda tibiamente.

A quince días de iniciado este conflicto vemos que estamos muy fuertes y seguros de conseguir el conjunto de nuestras reivindicaciones. El hecho de que el paro continúe en niveles históricos de acatamientos y que los cortes u otras actividades en el resto de la provincia se multipliquen da cuenta de ello.

La perspectiva que se abre frente a nuestros ojos es prometedora, y la agrupación 4 de Abril deberá seguir cumpliendo el rol que le ha llevado a ganarse un lugar dentro del contexto provincial, impulsando no solo cuanta estrategia y posicionamiento político sirva para sostener y dirigir este conflicto, sino también para ir generando espacios que permitan crear un verdadero arco de oposición a las conducciones azul-arancibia y celestes.

En este sentido es importante también avanzar en la conformación de un bloque de provincias que tienen procesos de lucha para poder confluir en un mismo sentido, logrando de esta forma doblegar en conjunto los ajustes de los gobiernos provinciales y la complicidad de Ctera que se niega sistemáticamente a desarrollar un plan de lucha nacional.

De la ruta no nos movemos ni un centímetro hasta ganar la lucha.

Héctor Rivero (integrante de la Agrupación docente 4 de Abril de Cipolletti)

Tribuna Docente

Categorías

Archivos

Alojado en
ZoomBlog